El mexicano Guillermo del Toro ganó el premio de Mejor Director en los Globos de Oro 2018. Fue reconocido por su trabajo en "The Shape of Water" (La forma del agua), la cinta más nominada de la noche, que ya se había llevado el galardón de Mejor Música Original.

Su película, ambientada en la época de la Guerra Fría en Estados Unidos, narra la historia de amor entre una mujer sordomuda y una criatura de laboratorio.

"Desde niño he sido fiel a los monstruos, me han salvado".

"Desde niño he sido fiel a los monstruos, me han salvado, porque creo que los monstruos son los santos patrones de nuestras imperfecciones y nos permiten contemplar la posibilidad de fallar y seguir adelante", dijo el tapatío al recibir el premio.

El cineasta mexicano añadió que durante años ha elaborado historias llenas de emoción, color, luces y sombras y que esas fábulas le han salvado la vida. "Estas cosas no se quedan sólo en la filmografía. Hacemos un pacto con un demonio, al que le damos tres años de nuestra vida por un registro fílmico".

OPINIONES SOBRE ESTA NOTA

COMENTA ESTA NOTA

Su correo electrónico no será publicado.
Son obligatorios los campos marcados con: *